Evópoli y Nueva Mayoría apoyan el castigo que exije la Contraloría para los objetores de conciencia
Mañana castigarán a nuestras iglesias, colegios y medios de comunicación

 

noticiaaa715

 

Líderes de Evópoli han dado su respaldo al nuevo Reglamento, se declaran satisfechos y dicen que cumple, y que solo hay que acatarlo, y que no se debe recurrir al Tribunal Constitucional. Por su parte, dirigentes de la Nueva mayoría declaran estar muy conformes con el Reglamento, y anuncian que asistirán al Tribunal Constitucional, para enfrentarse a los parlamentarios que lo impugnen. El nuevo Reglamento del Ministerio de Salud fue emitido en días pasados, y será entregado a la Contraloría General de la República para su revisión. Este nuevo documento se ajusta a la exigencia, de castigar la objeción de conciencia institucional.

 

El primer Reglamento emitido por el Ministerio de Salud fue rechazado por la Contraloría, porque permitía a las instituciones de salud como Clínicas y Hospitales privados declararse objetores de conciencia para no tener que practicar abortos en sus dependencias, pero seguir teniendo convenios con el Estado para hacer prestaciones de salud. La Contraloría en un fallo ideológico y no jurídico, señaló que si las instituciones privadas de salud no hacían abortos, no podían tener convenios con el Estado. El Contralor les dijo algo así como, está bien, no hagan abortos, pero se van para afuera, ya no pueden recibir recursos del Estado de Chile.

 

El fallo de la Contraloría que el gobierno de Chile acata en el nuevo Reglamento, es muy grave, castiga a las instituciones de salud solo por negarse a realizar abortos y quienes sufrirán esta arbitrariedad serán las mujeres que necesitan una cirugía urgente. Pronto castigarán a los jóvenes, que se declaren objetores de conciencia en lo militar, no podrán recibir subsidios habitacionales del Estado. Vendrán rápido las instituciones religiosas, se negarán a enseñar la homosexualidad en sus instituciones educacionales, y les quitarán la subvención escolar del Estado, ¿les quitarán también la exención del impuesto territorial?

 

La objeción de conciencia personal e institucional es un derecho intrínseco de la democracia, está garantizado por la libertad religiosa, que es el primer derecho humano consagrado en la Declaración Universal. La objeción de conciencia personal e institucional debe protegerse, fortalecerse y potenciarse. Solo los tiranos obligan a ir en contra de los sentimientos. Castigar la impetración de la objeción de conciencia, es una violación a los derechos humanos fundamentales de la persona. Una clínica, una escuela, una iglesia, y un club son organizaciones intermedias, a las que un Estado democrático, debe favorecer con sus políticas.


Online (15 minutes ago):28

2016. Chile Cristiano. Todos los derechos reservados.
Se autoriza la reproducción, total o parcial, de lo publicado en este sitio con sólo indicar la fuente

 

Go to top